Publicidad
Publicidad

Créditos a través de internet de Bankia

Aunque realmente el artículo de hoy vamos a analizar dos propuestas concretas de financiación en forma de crédito de Bankia, realmente queremos acercarnos un poco de manera más general al hecho de la contratación de los productos de financiación a través de Internet, una realidad al alza como corresponde realmente con la evolución del desarrollo la contratación de productos financieros a través de la red.

Desde luego no vamos a descubrir nada nuevo cuando afirmamos que Internet con el paso de los años ha supuesto una verdadera revolución en la manera de relacionarse con los productos financieros por parte de los usuarios, a fecha de hoy ya a nadie le resulta extraño el hecho de las consultas de sus propias cuentas bancarias a través de Internet o la realización de operaciones consideradas menores como pequeños pagos, atención de recibos y solicitudes en general.

Obviamente esa aceptación de un marco de relación nuevo con los productos financieros a través de un medio como Internet ha ido presentando una serie de fases en las cuales los saltos resultaban importantes, hasta llegar al momento actual en el que prácticamente todas las operaciones posibles en el entorno físico de una entidad financiera son perfectamente asumibles desde la comodidad del hogar.

Las propuestas de financiación, de contratación de préstamos realmente en este caso, a través de Internet reúnen una serie de características comunes que también son perfectamente visibles en los dos productos de Bankia que hoy traemos a revisión; el Crédito Ya y el Crédito Super.

Realmente la diferencia fundamental entre estos dos productos estriba en el límite máximo a financiar, hecho este que a su vez hace que el producto presenta unas características particulares en elementos como los plazos de amortización.

El Crédito Ya se convierte de algún modo en una alternativa de la entidad a las propuestas de créditos de concesión rápida, con un máximo financiable destacó de 1000 €, de contratación exclusiva de la llamada oficina de Internet y con la posibilidad amortización en plazos de hasta 60 meses, convirtiéndose de hecho gracias a su modelo de contratación rápido, en una alternativa interesante como decimos para las financiaciones inmediatas.

Por su parte el Crédito Super no se aleja de los parámetros de contratación del anterior producto, ya que, también resulta de contratación exclusiva a través de Internet aunque en este caso nos encontramos con un rango de financiación que tiene que partir obligatoriamente desde los 9000 € como cifra mínima a financiar hasta un máximo de 30.000 € para un plazo máximo de amortización de ocho años.

En ambos casos el producto no muestra especiales exigencias en el objeto de financiación, compartiendo ese otro carácter general los préstamos a través de Internet orientados en su mayoría al consumo.

Imagen 1 y 2:  Images_of_Money  flickr creative commons //   401(K) 2013 flickr creative commons

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *