Un estudio concluye que los hombres presentan 4 veces más riesgo de sufrir un accidente acuático que las mujeres

Europa Press | 24 may, 2019 11:57

MADRID, 24 (EUROPA PRESS)

El riesgo de los hombres de morir accidentalmente en el agua es cuatro veces mayor al peligro de las mujeres, ya que por lo general suelen estar dispuestos a asumir un mayor número de situaciones de peligro que las mujeres o sobrevaloran sus propias capacidades, según ha apuntado el Informe Nacional de Ahogamientos (INA), elaborado por la Real Federación Española de Salvamento y Socorrismo (RFESS) con el objetivo de actualizar el número de víctimas por ahogamiento en España, clasificar los factores de riesgo y establecer pautas de prevención.

En este sentido, el estudio ha concluido que la mayoría de las personas que han perdido la vida en los espacios acuáticos ha sido a causa del ahogamiento, que se sitúa como la principal causa de muerte accidental en el agua. Asimismo, se ha puesto de relieve que la mayor parte de estos espacios no precisa de los recursos de prevención "necesarios" para evitar accidentes, lo que va ligado a que no existe una única normativa para regular las condiciones de seguridad de este entorno.

De este modo, se ha intentado elaborar un perfil de la persona que fallece en los espacios acuáticos en función de la edad, el sexo, la nacionalidad y el entorno. Así, aunque se suele pensar que los menores son el grupo más vulnerable, el estudio ha demostrado que quienes se ven más afectados son el colectivo de la tercera edad. Esto puede deberse al escaso nivel de conocimientos sobre natación. En cuanto a la nacionalidad, la mayoría de las personas fallecidas por ahogamiento en los espacios acuáticos españoles eran de nacionalidad española (71%). Este dato, que además puede afectar de manera negativa al turismo, pone de relieve la "necesidad" de implementar una mejora en el entorno de la seguridad acuática.

Asimismo, se ha intentado conocer qué tipo de espacio acuático presenta una mayor prevalencia de muertes por ahogamiento. Espacios distintos a las piscinas, como ríos, puertos o embalses, han sido clasificados como el escenario del 90 por ciento de las muertes por ahogamiento. Esto puede deberse a que al ser más grandes dificultan la llegada a la orilla, a la menor capacidad de ser ayudado por otra persona, al oleaje, a la profundidad o a la falta de socorristas entre otros factores. En este sentido, la investigación ha concluido que la no presencia de vigilancia multiplica por 6 el riesgo de ahogamiento.

En cuanto al contexto o actividad que genera la muerte por ahogamiento el 65 por ciento de las personas que fallecieron en el agua lo hicieron mientras realizaban actividades vinculadas con el ocio o el trabajo. Además, se ha destacado que la mayoría de la población no adopta las medidas preventivas necesarias para evitar el accidente, ya que la mayoría de las personas no percibe el medio acuático como un entorno que presenta riesgo de muerte.

EL 50% DE LAS PERSONAS FALLECIERON EN VERANO EN ESPACIOS ACUÁTICOS

En relación a la época del año el 50 por ciento de las personas que perdieron la vida en este entorno lo hicieron durante los meses de verano. Así, el estudio señala que cuanto mayor es la exposición al agua aumenta la posibilidad de fallecimiento, fundamentalmente en aquellos individuos que no realizan actividades acuáticas de manera habitual. Además, la tendencia de ahogamientos ha aumentado notablemente desde 2015 hasta 2017, sin embargo, en 2018 se registraron 108 muertes menos que en 2017.

En este sentido, la RFESS inició en 2016 la campaña #StopAhogados con el objetivo de difundir consejos de prevención y emergencia en los diferentes espacio acuáticos. En cuanto a la localización, las comunidades españolas con costa son las que presentan una mayor prevalencia de muertes por ahogamiento.

Como consecuencia de estos datos, la RFESS ha propuesto la implantación de una política estatal basada en este ámbito que cuente con un Plan Estatal de Seguridad Acuática y la creación de una estructura administrativa en la Administración General del Estado que se encargue de la formación, prevención y regulación.

Te Regalamos un número de la revista Estrategias de Inversión