Oxford Economics sigue alertando sobre China: "Los riesgos pueden aumentar"

La solidez macro-financiera de China no es tan fuerte como antes, advierte

Nieves Amigo
Bolsamania | 14 abr, 2019 06:00
cb china acciones
Bolsa china.

Los expertos de Oxford Economics reconocían recientemente que ven "brotes verdes" en China pero precisaban que éstos son "insuficientes". Estos analistas continúan preocupados por la región y así lo demuestran en su último informe sobre ésta en el que reconocen que, pese a que la deuda del gigante asiático se ha estabilizado, "los riesgos persisten y pueden aumentar".

Tras una campaña del Gobierno de casi tres años para contener el apalancamiento y controlar los riesgos financieros, la deuda de China se ha estabilizado en términos generales en relación con el PIB, explican estos analistas, y añaden que también ha mejorado la salud financiera general de la industria. "Dicho esto, los altos coeficientes de apalancamiento en los sectores problemáticos e improductivos no se han invertido", advierten.

El ratio deuda bruta/PIB de China se ha estabilizado en términos generales, terminando el año en el 278% tras haber aumentado del 145% al 281% en los últimos diez años.

Composición de la deuda no-financiera de China.

Los esfuerzos de desapalancamiento del Gobierno han influido en las empresas, la inversión y el crecimiento económico en general, lo que ha llevado a los responsables políticos a ajustar el ritmo de desapalancamiento al tiempo que se refuerza el apoyo a la política macroeconómica. En opinión de Oxford Economics, esto debería conducir a un "modesto" aumento del apalancamiento este año.

LOS RIESGOS FINANCIEROS PERSISTEN

De cara al futuro, los riesgos financieros siguen existiendo y podrían aumentar en la próxima década, avisa Oxford Economics. Desde su punto de vista, esto se debe a que la solidez macro-financiera de China no es tan fuerte como antes mientras que una mayor apertura financiera debería aumentar el riesgo de salidas repentinas y una posible restricción de liquidez en el sistema bancario.

El pasado mes de marzo, los expertos de Oxford Economics reconocían "brotes verdes" en la economía china, aunque al mismo tiempo advertían de que "todavía no se ve una estabilización convincente". Tras unos débiles datos en el cuarto trimestre del año pasado, estos analistas valoraban positivamente unas referencias mixtas en los dos primeros meses de 2019.

De cara a los próximos meses, la firma espera que el crecimiento económico de China se mantenga bajo presión debido a la desaceleración de las exportaciones y a que el sentimiento seguirá siendo negativo. "Pero creemos que el crecimiento encontrará un suelo en el segundo trimestre como respuesta a la relajación de la política macroeconómica y a una cierta mejora de la confianza tras las menores tensiones con Estados Unidos", precisa. "Ahora esperamos que el PIB crezca un 6,2% este año, por encima del 6,1% anterior", añade.

Te Regalamos un número de la revista Estrategias de Inversión