El dueño de Worten invierte €5 millones en el super ‘online’ Ulabox

Es otro ejemplo del cambio de los tiempos. Ulabox, la ‘startup’ de Barcelona participada por Miquel Alimentació, acaba de recibir una inversión de 5 millones de euros desde el grupo portugués Sonae, dueño de las tiendas Worten (electrónica), Sportzone (deportes) y Zippy (ropa), según avanzó La Vanguardia.  La ‘startup’ catalana está liderada por Jaume Gomá, David Baratech y Sergi de Pablos.

Novobrief explica que la operación se ha articulado a través del nuevo fondo Sonae Ventures, especializado en comercio electrónico. Ulabox registró una facturación de 4 millones de euros en 2014, más del doble que en 2013, cuando registró unas pérdidas de 600.000 euros.

El proyecto fue creado a finales de 2010 y un año más tarde obtuvo cerca de 1 millón de euros en una ronda liderada por Cabiedes & Partners y varios mentores e inversores de la aceleradora Seedrocket (Jesús Monleón, Vicente Arias, Marek Fodor o Daniel Giménez).

Tras la inyección de capital, el gigante portugués Sonae da salida a algunos de los socios iniciales de la ‘startup’ y se une en el accionariado a Miquel Alimentació (Suma), otra gran empresa del sector que factura cerca de 1.000 millones de euros. El grupo de supermercados catalán de las familias Miquel y Ballart  compró el 30% de Ulabox en 2013.

Sonae, propiedad de la segunda mayor fortuna de Portugal, vive estos días su propio proceso de cambio generacional. Paulo de Azevedo, de 47 años, ha sucedido al frente del imperio familiar a su padre, el empresario Belmiro de Azevedo, de 77 años y con una fortuna de 1.200 millones de euros a sus espaldas, ha dejado las riendas del grupo después de medio siglo al frente de él.

El dinero público revoluciona al Capital Riesgo en España
Una 'startup' para evitar a mutuas y seguros en el acceso a la sanidad privada