Momento ‘Michael Knight’: Samsung Galaxy Gear es un reloj para hablar por teléfono

Momento ‘Michael Knight’: Samsung Galaxy Gear es un reloj para hablar por teléfono
El nuevo Samsung Gear, junto al personaje que popularizó hablar a través de un reloj.
| Por

 

Ni tiene pantalla flexible, ni un diseño especialmente cuidado. Tampoco demasiadas apps. Parece construido a contrarreloj. Sin embargo, Samsung ha conseguido ser el primer gran fabricante en dotar a los nuevos ‘relojes inteligentes’ de la capacidad de llamar y recibir llamadas con Galaxy Gear, además de consultar el correo o las redes sociales. ¿Útil?

Lo hará, eso sí, sincronizado y dependiente de un teléfono como el Galaxy Note 3 y otros modelos de la marca surcoreana. Pero lo hará, y es algo que no habían logrado hasta ahora Sony o Pebble, las dos compañías que ya tienen en el mercado desde hace meses este tipo de ‘relojes inteligentes’. Google, Microsoft y, especialmente, Apple, entrarán próximamente en la nueva categoría de producto, a caballo entre un ‘teléfono’ y un reloj.

Lo bueno es que no lleva pila de botón como un reloj convencional; lo malo, que hay que cargarlo a diario como casi-cualquier teléfono. Su pequeña pantalla táctil (de 1,6 pulgadas) requerirá el desarrollo de aplicaciones específicas. De salida, Evernote, Pocket, Banjo, RunKeeper, eBay, Path o ChatOn estarán adaptadas e incorporadas en un reloj accionado por un procesador de 800 Mhz.

Lo llamativo de Gear es, precisamente, su característica para realizar y recibir llamadas sin sacar el teléfono del bolsillo. Tampoco es necesario pulsar el reloj ya que Samsung ha desarrollado un control de voz especial para el dispositivo. La pulsera tiene un pequeño receptor y un altavoz. Para hablar se presume que habrá dos estilos: a lo Michael Knight en la serie Knight Rider (El coche fantástico) o bien simulando que nos acercamos a la oreja un teléfono invisible.

Vídeo oficial de Gear

Samsung aprovechó también su presentación para dar a conocer dos productos más ‘convencionales’ como la última versión de su ‘tabletófono’ Galaxy Note 3 y una edición especial de su tableta Samsung Note 10.1. En ambos casos, además de las mejoras de software y diseño, los surcoreanos enfatizan en el uso del puntero, al que han dotado de nuevas funcionalidades de escritura y control de los dispositivos. Para que no se nos olvide escribir a mano.

La desconocida mujer al frente del imperio Cisneros (y su apuesta por las 'startups')
García-Hoz negocia la toma de control de lainformación.com (Dixi Media) con La Caixa