Claves de la operación Arsys: 35 millones de euros para fundadores y equipo directivo

| Por
(Arsys)

No tiene base en Madrid o Barcelona, quizá por eso ha pasado desapercibida en los grandes medios, pero la riojana Arsys ha logrado situarse a la cabeza del particular ránking de las mayores ventas de empresas del sector de Internet en España en los últimos años, con excepción de la reciente venta de Banco Inversis. Con 140 millones de euros ($190 millones) supera de largo a Tuenti (Telefónica), Buyvip (Amazon) o Acens (Telefónica), entre otras. La operación arroja plusvalías para sus accionistas y deja una pequeña fortuna entre el equipo fundador y directivo.

United Internet (1&1) paga 140 millones de euros por el 100% de su rival de hósting y alojamiento de dominios de Internet. Lo hace en efectivo, libre de deuda, de manera que los fondos N+1 Mercapital y Carlyle se anotarán ganancias con la operación. Ambos fondos recuperan en torno a 1,5 veces lo invertido, según ha podido saber Hemerotek. A la cosecha de plusvalías del capital riesgo hay que añadirle el cobro de dividendos desde hace seis años y la devolución de la deuda contraída con la adquisición, según confirmaron fuentes próximas a la empresa.

Caja para fundadores y directivos

En 2007, Carlyle y Mercapital (hoy fusionado con N+1) adquirieron el 79% de Arsys en una operación que valoró el 100% de la empresa en 160 millones de euros. Como suele ser habitual en el capital riesgo, la compra fue apalancada (mediante el uso de deuda) y los nuevos accionistas crearon una nueva estructura societaria en la que ambos fondos se quedaron con un 37,5% de Arsys cada uno, que daba a los socios financieros el 75% por el que ingresarán 105 millones de euros. El porcentaje inferior al 79% de la compra se explica por el incentivo para empleados.
En este sentido, Carlyle y Mercapital reservaron un 3,5% de la empresa para el equipo directivo que encabeza Faustino Jiménez, consejero delegado de Arsys y anteriormente cofundador de Rapidsite, empresa de hosting adquirida en su momento por Acens (vendida posteriormente a Telefónica por 80 millones de euros). También están en ese grupo los directores generales Nieves Franco (comercial), Miguel Martínez (CTO) y Olof Sandstrom (COO). El porcentaje (alrededor de un 22%) restante estaba en manos de accionistas fundadores como Nicolás Iglesias y Luis Ignacio Cacho, entre otros. En total, los minoritarios se embolsarán otros 35 millones de euros en efectivo.
La integración de Arsys en un grupo de rango mundial como United Internet (1&1) permitirá a la compañía sobrevivir al nuevo escenario de gigantes del ‘cloud computing’, con precios a la baja en el alojamiento de webs e infraestructuras virtuales. Compañías como Amazon, Microsoft o IBM se disputan una tarta de ingresos de decenas de miles de millones por todo el mundo. Arsys, con 300 empleados, convivirá como marca independiente en España junto a 1&1, según el acuerdo.
Evolución de los ingresos anuales de Arsys.

En esa carrera, Arsys logró convertirse en el principal jugador del mercado español en competencia directa con el propio 1&1. La compañía riojana ha logrado crecer hasta alcanzar una facturación que ronda los 40 millones de euros con un ebitda de 15 millones. Todo ha sido crecimiento orgánico, con fuertes inversiones en dos ‘data centers’ propios en Logroño. No obstante, también ha realizado alguna pequeña adquisición como la que le llevó a comprar -por algo menos de €5 millones- la española Sync (2011), propiedad entonces del presidente de AIEI, Yago Arbeloa, y hermano del jugador de fútbol, Álvaro Arbeloa.

Misterioso apagón de 3 horas en el Nasdaq
El legado de Ballmer al frente de Microsoft: sonoros fracasos y silenciosos aciertos