Alierta arropa a su sobrino al frente de Open Future, el emergente hólding de Telefónica

Alierta arropa a su sobrino al frente de Open Future, el emergente hólding de Telefónica
César Alierta junto a Jaime García Legaz. (Telefónica)
| Por

Es tan vasto que ha tenido que construirle un traje a su medida. Telefónica ha puesto el acelerador en Open Future, el casi desconocido ‘hólding’ de capital riesgo y ‘startups’ de la multinacional: agrupa participaciones en cerca de 500 empresas -en su mayoría ‘startups’- tras haber invertido cerca de 400 millones de euros a través de varios fondos de capital riesgo. La filial, en construcción, vive en el arranque de 2015 el desembarco de financieros y abogados de alto nivel desde Telefónica para crear una estructura directiva con la que arropar a Luis Javier Placer, director general de la filial desde abril de 2014 y sobrino del presidente de la operadora, César Alierta, protagonistas del ‘caso Tabacalera’.

(CASO TABACALERA. Placer y Alierta fueron absueltos en los tribunales entre 2009 y 2010 tras prescribir (caducar, a efectos judiciales) el delito por uso de información privilegiada en bolsa, que cometieron en 1998 con la compraventa de acciones de Tabacalera. Placer compró títulos previamente a una subida de tarifas del tabaco y una operación corporativa por parte de Tabacalera, lo que provocó que se disparasen las acciones y dejó un beneficio de 1,8 millones de euros en sus bolsillos. El caso estalló cuando Alierta ya era presidente de Telefónica, si bien no tuvo repercusiones en su mandato)

Sacar jugo a las ‘startups’

Placer y la unidad Telefónica Open Future han estado supervisadas el lugarteniente de Alierta, Santiago Fernández Valbuena, director de Estrategia desde 2014, responsable de Latinoamérica los tres años anteriores y cerebro financiero (CFO) de Telefónica de 2002 a 2011. Es su hombre de confianza y reporta directamente al presidente. Ambos se conocen desde los años 80, cuando trabajaron codo con codo en Beta Capital, el bróker fundado por Alierta.

  • El mandato que tiene Valbuena desde el año pasado es rebajar la deuda financiera del grupo y encajar las piezas de Telefónica en un momento de grandes compras corporativas como Vivo, Digital+ e Indra, así como las ventas de las filiales en Reino Unido, Irlanda, Chequia, Atento (en su mayoría vendidas con pérdidas); o la salida a bolsa de Tef. Deutschland y su fusión con KPN, entre otras.

También entra en esos planes estratégicos la obtención de retornos de sus actividades con las ‘startups’ y el capital riesgo, en las que Telefónica ha invertido un global de 400 millones de euros y ha entrado en el accionariado de medio millar de compañías bajo la dirección de José María Álvarez Pallete (COO o CEO de Telefónica, según se mire), que habría mantenido un pulso con Alierta en la configuración del nuevo organigrama, según informa Novobrief.

  • Entre las actividades mencionadas se encuentran desde los estudios, informes y ‘branded content’ de la Fundación Think Big, al programa de becas Talentum, la aceleradora Wayra, la red de fondos Amérigo  (red de fondos de capital riesgo entre España y Latinoamérica que gestionan firmas externas como Active VP, Kibo, Axon o Inversur Capital), Telefónica Ventures (accionista de Box, Quantenna, Tokbox, Bluelive, Joyent…) o el vehículo de inversión Telco Fund (todavía en construcción).

Nuevo organigrama

Openfuture es el paraguas creado por la operadora para agrupar todas las actividades anteriores en una sola unidad de negocio y dar cabida a socios externos. Como informó la semana pasada Cinco Días, para ello, Telefónica ha reforzado la estructura de su filial con el nombramiento como presidente de un peso pesado Luis Solana Madariaga (ex presidente de Telefonica y ex director de RTVE con el Gobierno de Felipe González).

El político socialista que presidía Wayra desde 2013 junto a Gonzalo Martín-Villa, ex CEO de la aceleradora. También se incorpora Ana Segurado, directora de inversiones, y Diego Colchero (jurídico), además de otros ejecutivos que estarán bajo la dirección de Placer, que seguirá siendo el CEO y cuya presencia había pasado desapercibida en la escena pública. Telefónica no respondió a las consultas de HEMEROTEK para explicar la nueva estructura de Open Future.

15 años al frente de Telefónica

Alierta, presidente y consejero delegado de Telefónica, cumplirá 70 años en mayo y, el próximo 26 de julio, quince años al frente de la operadora de telecomunicaciones. Sin la reforma de los estatutos sociales de la cotizada en 2007, el aragonés debería haber abandonado el cargo en 2008, pero obtuvo el incondicional apoyo de otros dos veteranos como Isidro Fainé (La Caixa) y Francisco González (BBVA), que representan a los dos mayores accionistas individuales de la empresa con algo más del 11% de las acciones de Telefónica en conjunto.

Aquel movimiento, sin embargo, no sentó nada bien a los inversores internacionales. De hecho, Telefónica acumula un desplome del 40% desde que en diciembre de 2007 adoptó esta medida, amen de la deuda de la multinacional (que llegó a estar por encima de los 50.000 millones de euros). Ahora es momento de desandar el camino (reducir deuda) y arreglar la casa, consciente de que ya falta menos para su retirada. El nombramiento de su sobrino como primer ejecutivo de Open Future es parte del legado que quiere dejar Alierta cuando pase su tiempo en la operadora. También quedarán para el recuerdo los ‘fichajes’ durante su presidencia de Iñaki Urdangarín, Javier de Paz, Eduardo Zaplana, Rodrigo Rato o también los puestos en la compañía de la mujer de Mariano Rajoy, el marido de Soraya Sáenz o la hermana de Jaime García Legaz, entre otros.

Las 11 nuevas 'startups' de Conector
Crédito P2P: Finanzarel cierra una ronda de €700.000 y ficha a un ex presidente del ICO