Bolsamania

Ya es el momento de iniciar la campaña definitiva: ¡Qué vuelva Sean Connery!

“Estoy harto de hacer malas películas”. Con esta frase, el enorme Sean Connery ponía punto y final a su carrera allá por 2003. “La Liga de los Hombres Extraordinarios” era la gota que colmaba el vaso de la paciencia de un actor que llevaba años rebotando de fracaso en fracaso. Viendo que la cosa no mejoraba, el sensacional intérprete optaba por la salida más digna posible: anunciar su retirada a los 73 años. La falta de buenos proyectos para una de las leyendas de la industria provocaba que nos quedásemos sin el grandísimo Connery demasiado pronto.

Cinco décadas de cine. Ese es el asombroso legado que nos dejaba Sean Connery. En ese tiempo, el actor daba vida a James Bond hasta en siete ocasiones, se ganaba un Oscar por Los Intocables de Eliot Ness” y firmaba papeles míticos en cintas como “El Nombre de la Rosa”, “La Caza del Octubre Rojo”, “Los Inmortales” o “Indiana Jones y la última cruzada”. Toda una vida dedicada al cine que pasaba entonces a un segundo plano, ya que el actor escocés se centraba en disfrutar de su jubilación, de su familia y de su amado golf.

Puede que a algunos se les haya olvidado, Pero Sean Connery todavía está vivito y coleando. Pese a ciertas informaciones que hablan de que los problemas de memoria del actor resultan preocupantes, lo cierto es que el regreso de Jack Nicholson nos ha recordado que los rumores sólo son rumores. Estamos seguros de que el viejo Connery todavía tiene algún gran papel que regalarnos, y la verdad es que se nos ocurre la ocasión ideal.

Pese a que el veterano actor se retiraba en el año 2003, en Disney están convencidos de que, a sus 88 años, Connery podría aceptar una pequeña aparición en la quinta entrega de Indiana Jones, lo que supondría una retirada más que digna para uno de los grandes del cine. En el peor de los casos siempre sería mejor rúbrica que La Liga de los hombres extraordinarios. No será fácil convencerle, pero lo que no puedan lograr en Disney…

Sea como fuere, no podemos dejar de repetirnos la misma pregunta: ¿Qué tenemos que hacer para conseguir que vuelva Sean Connery?

Un comentario