Cada vez quedan menos, pero todavía quedan un buen puñado de personajes molones en Juego de Tronos. Entre todos ellos, hay un “salvaje” que ha conseguido conquistarnos a