A cualquiera le resultaría difícil quedarse con un único personaje. Durante sus más de 25 años de carrera, nuestro queridísimo Quentin Tarantino se ha sacado de la manga