No hay clemencia de ninguna clase. El debut del universo cinematográfico de monstruos clásicos de Universal no ha estado a la altura de lo que todo el mundo