Bolsamania

¡”Star Wars VIII” podría dejarnos el momento más esperado por todos los fans!

2

La época de la información se ha convertido en un quebradero de cabeza para las productoras cinematográficas. Desde que todo el mundo va por ahí con una cámara de fotos en el bolsillo, las filtraciones desde los rodajes de los proyectos más esperados se han convertido en una constante. No hay forma de lograr ese secretismo al que muchos son tan aficionados. Si no, que se lo pregunten a Disney.

Después de que “Star Wars: El despertar de la Fuerza” sufriese filtraciones hasta el punto de que J.J. Abrams se viese obligado a pedir públicamente una tregua, en la compañía del ratón han decidido que no van a reparar en gastos para mantener el mayor secretismo posible alrededor de su pieza más valiosa. No están dispuestos a permitir miradas indiscretas durante el rodaje de “Star Wars VIII”.

600 escoltas, una seguridad de 24 horas al día… ¡Y un ejército de drones sobrevolando el set de forma continua! Así de contundentes han sido las medidas de seguridad que Disney ha decidido colocar alrededor del lugar de trabajo. La intención es que no podamos ver un pelo de Rey, Luke, Leia o Kylo Ren hasta que ellos lo decidan. Desde luego, hay que reconocer que lo han puesto bastante difícil.

1

Pero no se le pueden poner diques al mar, lo que ha quedado demostrado después de conocerse que Mark Hamill y Adam Driver compartieron plano hace unos días con una secuencia que, según se ha filtrado, podría depararnos un auténtico momentazo con la pelea láser entre el último Jedi y su viejo aprendiz, convertido al lado Oscuro. Efectivamente, la pelea entre Luke Skywalker y Kylo Ren sería legendaria.

Además de esto, según parece, alguien del equipo se habría ido de la lengua y ya habría apuntado a lo que podría ser el título más que probable del filme. Tal y como recogen todos los medios, “Star Wars: La Orden del Lado Oscuro” sería el nombre definitivo de una película que, a falta de poco más de un año y medio para su estreno, no deja de generar titulares.