Bolsamania

Otros universos: 12 personajes televisivos que estuvieron a punto de tener otro rostro (I)

 

Muchas veces hemos dedicado nuestras líneas a hablar de famosos personajes de cine que estuvieron a punto de ser interpretados por otros actores. Pues bien, esta ilustre lista de universos alternativos también alcanza a la pequeña pantalla. Lo que hoy os traemos son 12 famosísimos personajes de televisión que estuvieron muy cerca de acabar en manos de actores distintos a los que los popularizaron. Atentos.

Walter White (“Breaking Bad”): A día de hoy nos resulta impensable imaginar a otro actor en la piel de Walter White (o Heisenberg) que no sea nuestro queridísimo Bryan Cranston. Lo que nos sabíamos es que el papel más aclamado y premiado de la historia de la televisión estuvo muy cerca de acabar en manos de un ilustre como John Cusack. Sinceramente, no creemos que nadie pudiese hacerlo mejor que Cranston.

36

Don Draper (“Mad Men”): Cuando Jon Hamm decidió meterse en la piel de Don Draper, nadie imaginaba que todo un icono de la cultura pop y referencia de estilo estaban a punto de irrumpir en el panorama. Seguramente que, de haberlo sabido, Thomas Jane no habría rechazado el papel. Su negativa a trabajar en la televisión supondría la pérdida de una oportunidad única.

37

Piper Chapman (“Orange is the new black”): Una de las sorpresas televisivas más agradables de los últimos años llegaba de la mano de la ficción carcelaria. Lo que no sabíamos es que su protagonista tendría que haber sido Katie Holmes. El problema es que la actriz abandonaba el proyecto durante su desarrollo, dejando el papel en manos de la sensacional Taylor Schilling.

38

Jack (“Perdidos”): Nadie se atreverá a discutir que hay un antes y un después de “Perdidos”. La serie de J.J. Abrams se convertía en el mayor fenómeno televisivo del nuevo milenio. Buena parte de la culpa la tenía un sensacional reparto comandado por Matthew Fox. El papel de JAck ya se encontraba en manos de Michael Keaton, pero las modificaciones de guión y su aumento de protagonismo acabaron por espantar a un actor empeñado en recuperar su carrera cinematográfica.

39