Kevin Spacey vuelve a estar en problemas con cuatro nuevas acusaciones de abuso sexual

No levanta cabeza. Los últimos años están siendo realmente complicados para Kevin Spacey. El dos veces ganador del Oscar veía como su carrera se iba a Piqué después de que múltiples acusaciones sobre abusos sexuales se vertiesen en contra él. Sin embargo, el intérprete iba saliendo indemne de varios juicios, hasta el punto de que parecía incluso que su carrera podía resucitar. Cierto es que se trataba de proyectos pequeños, pero su nombre volvía a varias películas.

Ahora todo se ha vuelto a complicar de forma dramática. Cuatro nuevas acusaciones de abuso sexual han puesto de nuevo a Kevin Spacey en la picota. El Servicio de Fiscalía de la Corona del Reino Unido comunicaba que Spacey ha sido imputado por cuatro delitos de abuso sexual, reclamando su asistencia a los tribunales. Las mismas se habrían producido entre los años 2005 y 2013, siendo las víctimas cuatro varones se veían forzados a realizar actividades sexuales con penetración sin su consentimiento. Unas causas investigadas por Scotland Yard durante más de un año.

Desde el año 2017 Kevin Spacey se está enfrentando a un auténtico aluvión de imputaciones. Ahora, los tribunales británicos le reclaman para otras más. Mucho tendrá que esforzarse el intérprete si quiere demostrar su inocencia, porque los casos son ya demasiados.

Responder