Bolsamania

¿Por qué demonios ha desaparecido del panorama Liv Tyler?

Todavía nos estamos preguntando cómo es posible que una de las carreras más fulgurantes del Hollywood moderno terminase en nada. Hace algo más de diez años, el suyo era uno de los rostros más reconocibles de la gran pantalla. Liv Tyler tenía un dulce y singular talento que había catapultado su carrera poco tiempo. La jovencita que nos volvía locos en el prometedor debut de James Mangold bajo el título de Heavy o la que arrebataba los corazones al público de Belleza Robada (Bernardo Bertolucci) dejaba bien claro que el futuro estaba en sus manos. Al menos, el futuro más inmediato.

La cosa no podría transcurrir mejor. La hija de Steven Tyler, el vocalista de Aerosmith, volvía a acaparar elogios gracias al éxito de Tom Hanks y The Wonders. Ese resultaba el paso decisivo para saltar al mundo de las superproducciónes. Como hija de Bruce Willis y novia de Ben Affleck, la chica de Armageddon volvía a mezclar sensualidad y talento. Lo mismo ocurría de la mano de Robert Altman y Cookie´s Fortune en el camino hacia la Tierra Media.

la trilogía de El Señor de los Anillos resultaba uno de los mayores éxitos de la historia del cine y, como no, allí estaba Liv Tyler. Su papel de Arwen resultaba el pilar femenino de una producción copada por actores varones. Parecía que tenía el mundo en sus manos. Corría el año 2004 y acababa de estrenar la agradable Jersey Girl. Nadie podía imaginarse que la gran estrella iba a desaparecer del panorama.

Los Extraños, El increíble Hulk y Un amigo para Frank. Su aportación en los últimos 12 años se reducía a unas cintas aceptables, pero muy lejos de lo esperado. A día de hoy, la actriz afirma asumir los infinitos errores cometidos a la hora de dirigir su carrera y está decidida a volver por todo lo alto. La recuperación del personaje de Betty Ross para Marvel y la nueva saga monográfica de Hulk podrían ser la oportunidad que estaba esperando. Deseamos que así sea.

2 comentarios