Bolsamania

8 películas que nunca imaginarias que se basan en hechos reales (Parte II)

 

5. El Exorcismo de Emily Rose (2005): Anneliese Michel. Ese era en nombre de la joven alemana de 16 años en la que se basan los pasajes descritos en “El Exorcismo de Emily Rose”. Así a ojo, la jovencita sería poseída por el demonio (o algo por el estilo) alrededor de 1968. Siete años después comenzaría la complicada tarea de exorcismo de la joven, que duraría diez meses.

1

 

6. El Hombre Elefante (1980): Hoy es considerada como una de las grandes obras del cineasta David Lynch y, por ende, de la historia. Lo que no sabíamos es que tan sobrecogedora trama hunde sus raíces en la vida de Joseph Carey Merrick, un ciudadano británico que vivió en el siglo XIX y al que sus malformaciones condenaron a ser una atracción de circo. Solo en los últimos años de su vida logró un paz en la que pudo mostrar su carácter dulce, su educación y asombrosa inteligencia.

2

7. Fargo (1996): Parece mentira, pero la estupidez humana que tanto gusta a los hermanos Coen no es ninguna invención. Pese a que los directores y guionistas cambiaron nombres y lugares, lo cierto es que la historia del apocado hombre casado con la hija de un millonario que la impide disfrutar de su fortuna, ocurrió en la Minnesota de los años 80. cuando el tipo contrató a dos delincuentes de poca monta para secuestrar a su mujer y pedir rescate, no esperaba que la cosa acabase como el Rosario de la Aurora.

3

8. Tiburón: La película que consiguió que los bañistas mirasen a las profundidades marinas con notable temor también tiene su parte cierta. Steven Spielberg se basó en una novela basada en hechos reales. La obra se centraba en la figura de un pescador que decidió cazar a un temible tiburón blanco. Cuando finalmente lo logró, en su estómago encontró múltiples restos humanos. Efectivamente, el escualo era tan “goloso” como el de la película.

4

(Parte I)