Publicidad

Préstamos para coches: un producto con pros y contras

Si los últimos tiempos ha decidido comprar un vehículo, por ejemplo aprovechando las ventajas que programas como el Plan PIVE le puede proporcionar, y no tiene o no quiere destinar sus ahorros a la compra del vehículo y prefiere buscar una financiación, obviamente va a mirar las diferentes opciones que el mercado lo va a proponer que van desde las propias ofertas financieras de las firmas automovilísticas (cada vez más restrictivas aunque parezca lo contrario) o acudir a las entidades financieras al uso en busca de préstamos  específicos para coches  que le ofrezcan buenas condiciones.

De entrada, y sin querer desanimarle, tenemos que apuntar que los préstamos para la compra de vehículos no están obteniendo un tratamiento mejor desde el punto de vista de la restricción en las concesiones que cualquier otro tipo de préstamos; es decir, le va a costar el mismo nivel de esfuerzo que la obtención de un préstamo personal de importe similar, e incluso dependiendo de las entidades puede que algo más.
Préstamos para coches: si pero con ojo

  • Préstamos para coches

La buena noticia es que los préstamos para coches no suelen exigir grados de vinculación, una buena noticia que lleva aparejado el hecho de que se nos presentaran pocas bonificaciones, pero esto nos permitirá realizar una comparativa entre las diferentes propuestas de entidades financieras para encontrar la mejor.

¿Y en qué fijarme?

Pues en primer lugar en el tipo de interés, procure que el tipo de interés se le proporcione de manera clara expresado en la TAE, que a fin de cuentas es la tasa que va a determinar el costo real de los intereses aplicados en su préstamo. A partir de ahí el siguiente paso es realizar una comparativa sobre las comisiones que el producto va a presentar a la hora de la tramitación; tiene o no tiene comisión de estudio, tiene o no tiene comisión de apertura, tiene o no tiene gastos de gestión… en definitiva todos los gastos asociados al producto que puedan encarecer el mismo, y, por último, en este sentido también contempla el hecho de si el préstamo presenta algún tipo de comisión para la amortización anticipada parcial o total, algo a lo que se tiene que tener siempre en este tipo de préstamos habida cuenta de la devaluación del producto que estamos adquiriendo.

  • Usando los seguros financieros

 

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *