Publicidad

¿A quién le pido el préstamo?

Hoy en día no se puede hablar aún de una recuperación del ritmo de concesión de préstamos, al contrario, de hecho, lo más probable es que dificilmente volvamos a un escenario como el que conocimos en los años previos a la crisis, la época del llamado crédito fácil. En este contexto, ¿qué alternativas tiene quién busca un préstamos y no quiere acudir al banco?.

Lo primero que este usuario tiene que tener en cuenta es que no se trata de un caso aislado, de hecho aproximadamente el 40% de la pequeña y mediana financiación discurre por otras vías que no son los préstamos de las entidades financieras, aunque, a veces, haciendo honor al dicho popular, puede llegar a ser peor el remedio que la enfermedad.

Préstamos eEstas serían las tres alternativas más claras hoy en día para esa financiación alternativa a los préstamos:

  • Contratar un microcredito se ha posicionado como una alternativa a los tradicionales créditos rápidos de la banca,no se trata de un producto barato desde luego, pero, gracias a la adaptabilidad de los importes, que pueden ir incluso hasta los 50 € a financiar, se convierten en una alternativa real para usuarios con necesidades muy puntuales de financiación, creciendo notablemente el volumen de negocio en los dos últimos años.
  • Los empeños y los préstamos consiguientes también han aumentado de manera considerable, si tomamos como referencia los préstamos en los montes de piedad estos se han es multiplicado en los últimos años de manera exponencial, coincidiendo lógicamente con la prolongación de la crisis y con una realidad en la que muchas familias llegan al punto de carecer de ingresos y tener que utilizar sus bienes como garantía para obtener financiación.
  • Los préstamos entre particulares: La parte del león de esta financiación de la mitad de los españoles recae en los préstamos particulares en el entorno directo; si sumamos los que afirman haber pedido dinero a sus familias junto a los que hicieron lo propio con amigos,  la suma de ambos supone el 57% del global; es decir, de esa supuesta mitad de españoles que tuvieron que pedir dinero durante el último año, prácticamente el 60% tuvieron que hacerlo a través de préstamos particulares, de lo que se deduce la importancia que este modelo de préstamo, al que a veces no se le concede toda la seriedad que debiera y está alcanzando.

 

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *