Bolsamania

Mazda CX-3 Facelift con ciertas novedades

Mazda mejora su asistente de frenada de emergencia y se presenta ahora con asistente de reconocimiento de cansancio. Se trata de una serie de pequeños detalles que se presentan en la reestilización de 2017. No hay cambios de exterior.

Los desarroladores de Mazda no tuvieron mucho que hacer, un poco en el eje trasero y la amortiguación y un nuevo volante calefactable y otros pocos nuevos instrumentos así como montar en el asiento del acompañante un regulador de altura. También han montado una cámara en la parte superior de la luna delantera.

Los grandes cambios se encuentran en la técnica. Ahora la servodirección electrónica se simbiotiza de otra manera y se han integrado ciertos elementos electrónicos inteligentes en el suv de gama media. Ahora por ejemplo, el asistente de frenada de emergencia de ciudad reconoce en hasta una velocidad de 80 km/ a peatones y ciclistas.

También se incluyen otras novedades técnicas como reconocimiento de cansancio, volante térmico o reconocimiento de señalización siempre y cuando se solicite también la navegación por un plus de 690 Euros. Otro asistente es un freno de marcha atrás en caso de haber algún obstáculo.

La gran novedad del nuevo CX-3 es la actualización al software que se conoce del Mazda 6 – G-Vectoring Control – . El sistema reduce el par motor al comienzo de una curva, el peso se traslada a la parte delantera y dirección se ve facilitada de esta manera. Al salir de la curva el sistema GVC acelera y el peso se traslada a la parte trasera obteniéndose así más estabilidad.

'G-Vectoring Control ','Mazda ','Mazda 6 ','Mazda CX-3 ',