Bolsamania

Sin hacer mucho ruido, pero hoy llegan a nuestra cartelera cuatro auténticas maravillas del cine

 

Puede que sufras cierta decepción después de echar un vistazo a los estrenos cinematográficos de este fin de semana. Tal reacción es lógica, ya que venimos de semanas cargadas de Guardianes de la Galaxia o xenomorfos. Sin embargo, ya te vamos adelantando que lo que se esconde detrás de las cintas de titulo casi desconocido es algo realmente grande. Queridos amigos, os garantizamos que hoy nos enfrentamos a uno de los mejores días de estreno del año por “culpa” de estas cuatro maravillas:

 

– El caso Sloane: Muchísimo nivel en un thriller político absolutamente seductor. Elizabeth Sloane (Jessica Chastain) es una implacable y ambiciosa ejecutiva de un lobby armamentístico que trata de evitar que fructifique una legislación a favor del control de armas en Washington DC. Para ello intentará usar todos los recursos a su alcance. En las altas esferas del mundo político y empresarial Sloane tiene una reputación formidable. Conocida por su astucia y sus éxitos sin parangón, siempre ha hecho lo que fuera necesario para ganar. Pero cuando se enfrenta al oponente más poderoso de su carrera, se da cuenta de que la victoria puede tener un precio demasiado alto.

– Déjame Salir: La cinta de terror más exitosa de la historia del cine lo es por algo. Prepárate para sudar, porque es lo que te ocurrirá con Déjame salir. Un joven afroamericano visita a la familia de su novia blanca, un matrimonio adinerado. Para Chris (Daniel Kaluuya) y su novia Rose (Allison Williams) ha llegado el momento de conocer a los futuros suegros, por lo que ella le invita a pasar un fin de semana en el campo con sus padres, Missy (Catherine Keener) y Dean (Bradley Whitford). Al principio, Chris piensa que el comportamiento “demasiado” complaciente de los padres se debe a su nerviosismo por la relación interracial de su hija, pero a medida que pasan las horas, una serie de descubrimientos cada vez más inquietantes le llevan a descubrir una verdad inimaginable.

– Goodbye Berlin: Desde Alemania nos llega una de esas road movies que nos reconcilian con el mundo. Maik, un muchacho de 14 años marginado por su clase, crece en el seno de una familia rica y disfuncional en Berlín. Durante las vacaciones veraniegas, su alcohólica madre ingresa en rehabilitación mientras su padre se ausenta con su joven ayudante por un presunto viaje de negocios. Maik está solo en casa, en su piscina, hasta que un nuevo compañero de clase llamado Tschick, joven inmigrante ruso, aparece con un coche robado. Juntos se lanzan a la carretera sin plan aparente.

– No sé decir adiós: El cine español sigue con su triunfal racha. Tres actores del calibre de Natalie Poza, Juan diego y Lola Dueñas se ponen al frente de un drama sutil y elegante. Carla recibe una llamada de su hermana: su padre, con el que hace tiempo que no se habla, está enfermo. Ese mismo día, Carla coge un vuelo a Almería, a la casa de su infancia. Allí, los médicos le dan a su padre pocos meses de vida. Ella se niega a aceptarlo y contra la opinión de todos, decide llevárselo a Barcelona para tratarle. Ambos emprenden un viaje para escapar de una realidad que ninguno se atreve a afrontar. Y será en esa huida donde se terminarán encontrando, donde finalmente se podrán decir adiós.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.