Publicidad
Publicidad

Dónde buscar empleo si eres joven y no lo encuentras

Con una tasa de desempleo juvenil superior al 40% la situación de los jóvenes que buscan empleo en España es sin duda complicada. Buscar trabajo joven se ha convertido en una tarea muy difícil para la que nunca sobran ideas o caminos a explorar.

EMPLEO JOVEN

En este caso nos vamos a referir a algunos nichos de empleo fundamentalmente orientados al trabajo estacional o a la búsqueda de empleos básicos mientras se sigue buscando un trabajo más estable.

Desde luego no es el escenario ideal en la búsqueda de trabajo ya que generalmente se trata de trabajos no muy bien remunerados y generalmente con pocas perspectivas de futuro, no obstante, el mero hecho de mantenerse activo y generar cierto nivel de ingresos es importante tanto a nivel personal como para el propio currículum. Recuerda que la iniciativa, el empeño y la proactividad se valoran mucho hoy en día y que es preferible un currículum basado en trabajos estacionales que uno sin ningún tipo de experiencia profesional.

Planes de empleo joven

Tanto las comunidades autónomas como muchos ayuntamientos promueven planes de formación y creación de empleo para jóvenes. Generalmente se trata de proyectos de apoyo al empleo para personas entre 16 y 30 años.

Aunque existe una gran variedad de modelos, se trata de procesos limitados en el tiempo que busca potenciar las posibilidades de los jóvenes para un futuro laboral, a través de la acumulación de experiencia profesional.

Este tipo de planes suelen estar a disposición de los jóvenes en las propias entidades que los emiten, y suelen combinarse también con programas de formación interesantes.

Trabajo estacional

Ya inmersos en el verano se abren las puertas de determinados sectores que ofrecer empleo estacional. Ojo, ni siquiera el empleo estacional es lo que era y en la actualidad los niveles de contratación son mucho más bajos que antaño. No obstante, se trata de una buena oportunidad para trabajos temporales, para obtener una fuente de ingresos aunque sea estacional y adquirir experiencia profesional.

Son varios los sectores que abren la contratación en estas fechas, pero, el grueso de las contrataciones tiene que ver con la hostelería, el sector comercial y el ocio y tiempo libre.

Los trabajos estacionales han sido siempre un recurso al que acudir y que, incluso, en ocasiones podía ser por extensión de contrato el principio de la vida profesional, esto en la actualidad es mucho más complejo ya que se trata de contratos más cortos, muy definidos y además muy disputados no sólo por jóvenes sino también por otros perfiles de edad en desempleo.

Aquí te mostramos las claves para un curriculum perfecto

BUSCAR TRABAJO JOVEN

La opción del trabajo por horas

La imaginación y las capacidades combinadas pueden ser una buena herramienta para generar tu propio empleo o al menos trabajos por horas que te permitan obtener ingresos mientras sigues en el proceso de buscar trabajo.

En general asociamos el trabajo joven por horas con cuestiones como dar clases particulares, trabajos de canguro o trabajos por horas en el sector de hostelería, sin embargo, cada vez en mayor medida las nuevas tecnologías han permitido nuevas opciones como por ejemplo labores comerciales a tiempo parcial, trabajos relacionados con contenidos en redes sociales, etcétera.

Este tipo de trabajo por horas debe estudiarse bien antes del ponerse en marcha. Hay que tener en cuenta que se pueden generar obligaciones fiscales y legales como darse de alta basura social y las correspondientes cotizaciones. También hay que tener en cuenta que esto no siempre es obligatorio ya que cuando no se considera actividad habitual, es decir cuando es un trabajo eventual que complementa la actividad económica principal, no es necesario el alta. En cualquier caso debes siempre informarte sobre los aspectos legales de lo que vas a emprender o del tipo de tarea que vas a llevar a cabo.

El autoempleo es sin duda una opción a valorar. En los últimos años se multiplican de manera exponencial las personas que buscan a través del autoempleo una salida profesional, bien a través de proyectos más o menos innovadores unipersonales, pequeñas empresas, etcétera. No estamos en un país que ayude mucho al emprendedor, es cierto, pero a veces valorar esta opción puede hacer ver un panorama desconocido hasta ese momento y más alentador que la frustración de buscar trabajo y no encontrarlo durante años.

Emigrar

No vamos a decir que te vayas al extranjero para buscar empleo, pero sí que es una opción que debes considerar. A principios del presente año, según un informe del Instituto nacional de estadística, se calculaba que más de medio millón de personas han emigrado de nuestro país en busca de trabajo.

Dentro de este porcentaje de españoles que busca trabajo en el extranjero una parte muy importante se corresponde a personas jóvenes.

Buscar trabajo en el extranjero no es tan sencillo, pero sin duda es una opción a valorar en una época de la vida en la que resulta más fácil la movilidad. En Europa es muy interesante conocer el alcance de lo que la red Eures puede llegar a ofrecer como plataforma y soporte para esta búsqueda de trabajo fuera de las fronteras nacionales.

Descubre en este post si existen o no los colores perfectos para la entrevista de trabajo

DONDE BUSCAR TRABAJO

Cómo hacer un currículum sin experiencia laboral

Desde luego esto no es un nicho de trabajo en sí mismo, pero, si es un aspecto importante a tener en cuenta. Tal y como están las cosas para los jóvenes en nuestro país no es nada sencillo contar con experiencia laboral, y, sin embargo, esta experiencia es muy importante en el análisis de los curriculum por parte de los reclutadores.

Esta es una cuestión que debemos tener clara, la experiencia laboral siempre es un grado de valor en un currículum, incluso cuando se especifica que no es necesaria la expedición. Por tanto, cuando no se tiene esta experiencia, la redacción del currículum hay que enfocarla de manera positiva potenciando otros valores personales.

Este currículum debe contener el desglose de nuestra formación, incluyendo no sólo la formación académica sino también un apartado dedicado a los estudios complementarios incluyendo cuestiones como conocimiento de idiomas, informática, conocimientos añadidos, etcétera.

A modo de resumen también es interesante que incluya los intereses personales, las habilidades profesionales y las actitudes con las que creemos contar. Posteriormente debemos remarcar aquellas actividades que hemos realizado y que puedan sumar puntos a nuestra candidatura, aquí cuestiones como los voluntariados, las estancias de estudio en el extranjero, la participación en asociaciones o colectivos, puede ser de valor, asimismo la participación en competiciones deportivas o aquello que consideremos destacable debe estar presente en el documento.

En general, y como no tenemos experiencia laboral, vamos a remarcar todos aquellos aspectos positivos que contribuirían en caso de ser contratados a garantizar un buen desempeño profesional, nuestra disposición al trabajo, las capacidades y habilidades que disponemos, nuestra capacidad de trabajar en equipo, etcétera.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *