Merlin Properties se afianza como la primera socimi del país. Tras alcanzar un beneficio operativo de 290 millones de euros en 2017, repartirá el 80% en dividendos.

Entre borrasca y chaparrón, en una mañana con frío y sol, acudimos a la sede de Merlin para preguntar a Ismael Clemente, que ya desde el ascensor demuestra con calor humano sus habilidades de hospitalidad y su capacidad para atraer el interés. Este mago del inmobiliario ha sabido captar la atención de los fondos y, por tanto, del dinero. Nos recibe en la planta noble de las oficinas de la socimi, ubicadas en un edificio junto a las cuatro torres que un día fueron la ciudad deportiva del Real Madrid.  

Merlin Properties ha duplicado su beneficio en 2017. ¿A qué atribuye este disparo de los beneficios? ¿Qué objetivos se han fijado para este 2018?

El beneficio que nos importa es el operativo. Debido a la normativa contable internacional, debemos informar de la revalorización de los activos, pero lo que finalmente nos hace repartir dividendos es el beneficio operativo, donde en 2017 obtuvimos unos 290 millones, con un porcentaje de distribución de vuelta a nuestros accionistas de un 80%, 216 millones.

El otro componente es el valor de los activos, que está sujeto a fluctuaciones que no se suelen corresponder con la situación real de la empresa. En nuestro caso, esta cifra es bastante predecible, pues manejamos activos seguros y con poco riesgo.

En los próximos años, esperamos que los resultados se mantengan estables, ya que nuestra cartera de inmuebles va a seguir revalorizándose.

Una socimi como Merlin Properties, ¿Prefiere la inversión nacional o la internacional?

En España es difícil la inversión privada nacional, pues no hay mucho ahorro privado. A los pocos que disponen de ello, no les merece la pena la inversión, pues necesitan el dinero que quieran invertir en la compañía de forma líquida y disponible en el momento.

Por eso, ahora mismo solo tenemos entre el 10 y el 15 % del capital en manos españolas, y se ha ido reduciendo desde el momento en el que se creó la socimi.

¿Cómo ve la situación del mercado de las socimis?

En España, se tiende a pensar que hay muchas socimis, pero en realidad somos cuatro. El resto son vehículos de planificación hereditaria o de posposición de ingreso fiscal, de forma privada.

En nuestro caso, la inversión es accesible a todo el mundo. Entre las cuatro que estamos en este caso, fusionarnos entre nosotros es complicado. Nuestros competidores también lo están haciendo bien en sus especializaciones. En el caso de Merlin, tenemos una compañía especializada en cada uno de los sectores a los que nos dedicamos.

Apenas bastan pocos minutos de conversación para darse cuenta de que Clemente no es de los que rehúyen el debate. Mencionando al departamento de retail de la compañía, el directivo no duda en mojarse.

Imagen de un momento de la entrevista. / Juan Carlos Gárgoles

¿Qué situación aborda el sector en su relación con las administraciones públicas?

Algo que es importante, y que nos afecta a todos, es la forma de, colectivamente, aumentar la cultura comercial de políticos y gobernantes, particularmente autonómicos y municipales.

Es increíble que un entorno, en el cual las plataformas online abiertas 24/7, que tienen almacenes logísticos robotizados, crean menos empleo y, en muchas ocasiones, tienen una fiscalidad dudosa, algunos políticos consideren que los Centros Comerciales son enemigos de la conciliación.

Las posibilidades de compra de mucha gente se encuentran en el espacio del fin de semana. Además, creemos que el aumento del abanico de horarios de trabajo produce una mejora en la conciliación, contra lo que se suele decir desde ciertos sectores.

Mientras estamos debatiendo este tema, el comercio electrónico, que genera menos empleo y paga menos impuestos, nos está adelantando por la derecha y por la izquierda. Parece una cruzada de algunos políticos contra las multinacionales, pero la realidad es que el 70% de nuestra cartera son, o bien franquiciados, o bien pequeñas tiendas, abiertas por emprendedores autónomos, que además generan algunos empleos.

Ismael Clemente presidirá el XVI Congreso de la Asociación de Centros y Parques Comerciales, que se celebra en Granada entre el 3 y el 5 de octubre de este año, un sector para el que augura un futuro prometedor en España: En España, el formato Centro Comercial sigue ganando cuota de mercado. A medida que aumente el online, empezará a crecer el debate, aunque yo creo que sobreviviremos perfectamente tras un proceso de adaptación.”

Pese que Ismael Clemente augura un futuro prometedor para su compañía, que abarca activos de oficinas, retail y logística; y el resto del sector, no deja de valorar como un aspecto a mejorar en la cultura española la consideración hacia las actividades económicas. “En España, mucha gente todavía piensa que la economía es una cosa que la hacen los americanos, y no es así. Debemos seguir trabajando e invirtiendo para mejorar nuestra calidad económica. Además, existen muchos menos proyectos de los que deberían, debido a las trabas burocráticas que existen en los ayuntamientos”, concluye.

Lo que sí parece claro, al finalizar la entrevista, es que el CEO de Merlin Properties no ha obtenido su reconocimiento de la nada. Con una visión del mercado segura y decidida, y una experiencia ya más que consolidada, Ismael Clemente seguirá dando que hablar.

Te puede interesar...

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.